fbpx
 

Qué hacer ante un accidente laboral

Imagen Post Accidente Laboral, qué hacer

Qué hacer ante un accidente laboral

¿Todos los accidentes que se producen en el lugar de trabajo se encuentran bajo el concepto de accidente laboral? ¿Un accidente de trabajo puede producirse tanto dentro del establecimiento de la empresa como fuera de ella? Todas estas cuestiones surgen a diario y por eso aquí queremos aclararlas.

A continuación, también queremos explicar cuáles son los derechos de los trabajadores en relación a este tema y cómo debe responder la empresa.

¿Qué es y qué no es un accidente laboral?

Según el artículo 156 del Real Decreto Legislativo 8/2015, de 30 de octubre, se considera un accidente laboral cualquier lesión corporal que el trabajador sufre con ocasión o por consecuencia del trabajo que realice por cuenta ajena.

En otras palabras, cuando un trabajador tiene un accidente desarrollando su actividad, se considerará un accidente de trabajo.

Por tanto, un accidente de trabajo se da cuando:

  • Pasa en el sitio y tiempo de trabajo.
  • Ocurre cuando el trabajador se desplaza hacia su lugar de trabajo (accidentes in itinere).
  • Cuando el trabajador tiene que desplazarse fuera de su centro para desempeñar una actividad de trabajo (accidentes de misión).
  • Cuando este desarrolla actividades que no son propias de su función pero su superior se las asignó.
  • Cuando se está desarrollando funciones de carácter sindical (también se incluye los desplazamientos para realizar estas tareas).
  • Durante actos de salvamento vinculados con el trabajo.
  • Si el trabajador enferma por el trabajo que realiza o si este enferma aún más por culpa del accidente.
  • Infarto, ictus y hemorragias cerebrales como consecuencia directa del trabajo que desarrolla.

Pero no se considera accidente laboral cuando se da alguno de los siguientes supuestos:

  • Cuando se desarrolla por una fuerza mayor, como fenómenos naturales.
  • Si el trabajador no ha cumplido con las normas de seguridad (este debe haber sido informado previamente).
  • Si el trabajador lo ha provocado de forma intencionada.
  • Ha sido provocado por terceros ajenos a la empresa.

¿Qué pasa si el trabajador sostiene que el accidente ha sido laboral pero se ha calificado como no laboral? El trabajador puede reclamar ante el Instituto Nacional de la Seguridad Social.

¿Qué supuestos pueden ocurrir?

La empresa tiene la obligación de ofrecer asistencia médica cuando ocurran estos accidentes en el trabajo, mediante una mutua u ofreciendo ella misma esta ayuda. En función de la gravedad del accidente, podríamos clasificarlos según su importancia en:

  1. Accidente laboral leve: cuando hay una caída sin importancia o un corte, la mutua proporcionará a la empresa un botiquín para atender al trabajador.
  2. Accidente laboral medio: normalmente la empresa tiene que darle al trabajador un volante de asistencia para que un médico de la mutua puede atenderle.
  3. Accidente laboral grave: si la asistencia es urgente y el centro de salud de la mutua está cerrado o a muchos kilómetros de distancia, habría que llamar a emergencias o llevarlo al hospital más próximo.

En este sentido, pueden pasar varias cosas:

– El empleado no recibe ninguna baja laboral y puede volver a su puesto. La empresa debe informar durante los 5 días primeros naturales del mes siguiente al accidente de lo ocurrido a las autoridades pertinentes.

Recibe la baja médica y, por tanto, tiene derecho a una prestación por incapacidad temporal. En el siguiente punto veremos en qué consiste este derecho.

– El empleado recibe la incapacidad permanente porque no puede volver a trabajar. Estos casos ocurren cuando el accidente es grave o muy grave. La empresa deberá comunicarlo a las autoridades durante las 24 horas después del accidente.

Derechos del trabajador que ha sufrido un accidente laboral

El trabajador que sufre un accidente laboral tiene los siguientes derechos:

Asistencia sanitaria

Todos los trabajadores que sufren accidentes relacionados a su trabajo tienen derecho a  recibir tratamientos, intervenciones quirúrgicas o rehabilitación.

Prestación por incapacidad temporal

Cuando el empleado tiene una baja médica temporal, este tendrá derecho a una prestación económica. Algunos detalles relevantes de esta prestación son:

  • Aunque el trabajador no esté trabajando en activo, debe estar dado de alta en la Seguridad Social.
  • No es necesario cumplir ningún tiempo de cotización.
  • Para calcular la cuantía se sumarán las horas extras y la cotización por contingencias profesionales del mes previo.
  • La cantidad que recibe el empleado es el 75 % de la base reguladora desde el día siguiente al accidente.
  • La prestación pude incrementarse a un 30-50 % si se investiga que la empresa no impuso medidas de higiene y seguridad suficientes.
  • Si se despide al empleado, no se podrá descontar del paro los días que cobre por incapacidad temporal.

Indemnización por incapacidad permanente

Cuando el accidente impide al trabajador realizar su actividad o trabajar en cualquier otra profesión, este tendrá derecho a una indemnización por incapacidad permanente. Aquí la Seguridad Social será la que pague a la mutua y esta última la que se encargue del pago.

En resumidas cuentas, cuando se presente un accidente laboral en una empresa, lo primero es asistir al trabajador y avisar a la mutua. Después, la empresa deberá dar un parte de accidente, donde añadirá un resumen de lo ocurrido, junto con los datos personales del trabajador.

Por último, la empresa deberá analizar las causas del accidente, ya que las autoridades podrían investigarlo (en caso de ser grave o provocar la muerte del empleado) para determinar si la empresa y el trabajador tomaron las medidas de seguridad adecuadas.

 

Estamos seguros de que ahora tienes mucho más claro como proceder en caso de sufrir un accidente laboral. En cualquier caso siempre es recomendable ponerte en manos de profesionales que puedan ayudarte y asesorarte de manera eficaz.