Descubre cómo hacer una nómina paso a paso

Imagen nómina

Descubre cómo hacer una nómina paso a paso

Es probable que a muchos empresarios y autónomos les surja la duda de cómo hacer una nómina a sus empleados para gestionar adecuadamente sus negocios, ya que este documento forma parte de la contabilidad de sus empresas.

Ya hemos hablado anteriormente sobre lo que es una nómina y sobre algunos conceptos básicos que se deben incluir en esta. Y aunque puede parecer un proceso complejo, la buena noticia es que no lo es. Tan solo hay que seguir todos estos consejos al detalle y dejar de preocuparse por miedos innecesarios. Por ello, para entender aún más a este proceso los aspectos que debemos saber antes de ponernos a calcularla y cuáles son las partes esenciales que constituyen una nómina.

¿Quieres aprender a hacer la nómina de tus trabajadores? ¡Haz clic y descubre cómo elaborarla paso a paso! vía @gesticentro Clic para tuitear

Antes de ponernos manos a la obra, puedes echar un vistazo a nuestro último vídeo en el canal de YouTube donde nuestro experto te explica los conceptos uno a uno. Seguro que después de este vídeo entenderás mucho mejor el resto del post.

Qué tener en cuenta antes de hacer una nómina

Antes de calcular la nómina de cualquiera de tus empleados, debes considerar algunos factores que influyen en la nómina. Estos son:

  • Tipo de contrato: Se refiere tanto a la duración del contrato como a la de la jornada laboral. Ambos influyen en el porcentaje que se cotiza a la Seguridad Social. El salario también dependerá del tipo de contrato y este puede hacer variar el porcentaje retenido por IRPF.
  • Categoría y grupo de cotización: La Tesorería General de la Seguridad Social clasifica los diferentes grupos de cotización según el puesto de trabajo y capacitación. Y esto influye también en la base de cotización para la Seguridad Social.
  • Convenio colectivo: Las percepciones no salariales (como las dietas, los viajes, indemnizaciones, prestaciones por incapacidad temporal) y las horas extra serán acordadas por cada convenio y también queda reflejado en la nómina de cada mes.
  • Pagas extra: También influirán en el porcentaje del IRPF retenido.
  • Situación personal: También variará el porcentaje del IRPF retenido si el empleado está casado y con hijos.
  • Bajas: Son otro factor que hay que dejar constancia de ellas.

5 pasos para elaborar una nómina

Ahora, visto ya todo lo anterior, sigue esta guía paso a paso para elaborar una nómina y calcularla de forma rápida.

1. Parte superior: datos de la empresa y del trabajador

En los datos de la empresa, se deben incluir estos datos: nombre legal, domicilio fiscal, el CIF y el Código cuenta de Cotización.

Y referente a los datos del trabajador, se deben rellenar estos campos:

  • Nombre completo.
  • DNI.
  • Número de la Seguridad Social.
  • Fecha de antigüedad en la empresa y mes de liquidación.
  • Categoría profesional y grupo de cotización.
  • Código de contrato.

2. Devengos

Es la cantidad cobrada por el empleado y está detallado cada concepto por el que cobra. A la suma total se le conoce como sueldo bruto, puesto que no se les ha aplicado ninguna deducción.

El devengo se divide en percepciones salariales, sujetas a cotización a la Seguridad Social:

  • Salario base
  • Complementos (pluses por trabajar de noche o por peligrosidad)
  • Pagas extra
  • Horas extra
  • Mejoras voluntarias

Y percepciones no salariales, no sujetas a cotización a la Seguridad Social, como:

  • Traslados
  • Dietas
  • Indemnizaciones

3. Deducciones

Estas deducciones que ahora veremos se restan del total devengado, dando como resultado el salario neto del trabajador, que también aparecerá en la nómina como veremos en el punto 4.

Las deducciones pueden ser varias:

  • Aportación del trabajador a la Seguridad Social. Esta a su vez comprende estas deducciones:
    • Contingencias comunes: Supone el 4,70 % de la base de cotización.
    • Formación profesional: 0,10 %.
    • Desempleo: 1,55 % y en el caso de contrato temporal un 1,60 %.
    • Horas extraordinarias normales: 4,70 %.
    • Horas extraordinarias de fuerza mayor: 2 %.
  • Días de huelga
  • Absentismo
  • Anticipos
  • IRPF (este variará en función el salario y la situación personal del empleado)
  • Otras

4. Líquido a percibir

Después de aplicarse los devengos y las deducciones, se obtiene la cantidad que cobra el trabajador. Y este se denomina el líquido a percibir y debe aparecer en el documento, después de las deducciones.

5. La base de cotización

Por último, en la parte final de la nómina debe aparecer la base de cotización, y para calcularla de forma precisa, hay que atender a estos 5 datos:

  • Base de contingencias comunes o BCC: Es la suma del salario base, los complementos salariales cotizados y las pagas.
  • Base de cotización por contingencias profesionales: Es la suma de la BCC y las horas extra.
  • Cotización por horas extra
  • Cotización por horas extra de fuerza mayor
  • Base sujeta a la retención del IRPF: Para calcularlo se resta el total devengado y las percepciones no salariales (que están exentas de IRPF).

Pero esto no es todo. Seguido de esta información sobre las bases de cotización, hay que añadir las aportaciones de la empresa, dependiendo de cada base de cotización y quedarían así:

  • Base de contingencias comunes: 23,6 % de la BCC del empleado.
  • Desempleo: 5,5 % para contratos fijos y 6,7 % para temporales.
  • Formación profesional: 0.6 %.
  • Fondo de garantía salarial: 0,2 %.

Ahora que ya sabes todo el proceso para elaborar una hoja de nómina, es posible que te surjan algunas preguntas más específicas y técnicas sobre el tema. ¿A qué esperas? Contacta con nosotros para cualquier duda. ¡Estaremos encantados de resolvértelas!